LA ESTRIT

Manifiesto:

El objetivo de este grupo es dar a conocer el trabajo de sus integrantes de una manera libre. Cada uno de nosotros perseguimos y capturamos la vida en las calles de la ciudad, del barrio, del pueblo, de distintas formas; no sólo apoyados en la fotografía, sino también en elementos como el video y el audio.

No pretendemos descubrir el hilo negro ni usar un lenguaje forzado para dar sentido a las fotografías que presentamos; lo que buscamos es crear un espacio en el cual las imágenes hablen por sí mismas de lo que creemos que es la foto de calle, la vida en las urbes, las realidades que las envuelven, los objetos que son testigos del paso de la humanidad, las atmósferas artificiales que se abren paso entre plazas públicas y un mar de personas, los pequeños universos que se generan dentro del caos, retratos de rostros que muestran las marcas de una existencia difícil en la selva de concreto o esa arquitectura amorfa que crece sobre el monstruo de hierro. Registramos desde las antiguas tradiciones que aún perduran en las calles de distintas ciudades, barrios y pueblos del país –que se niegan a desaparecer– hasta las situaciones que ocurren a diario en el transporte público o el metro, el cual es un universo paralelo a la ciudad.

La street photography se encuentra en un buen momento en México y aún tiene muchas sorpresas que dar. Es por ello que redactamos el siguiente manifiesto:

  1. Fotografía es fotografía, no hay géneros fotográficos mayores ni menores.
  2. Vamos a mandar a la chingada a quienes digan que la fotografía callejera es un hobby.
  3. No somos artistas ni algo que se le parezca; sólo somos fotógrafos callejeros.
  4. No necesitamos el reconocimiento de la élite fotográfica.
  5. ¿Becas o premios? Si llegan, bien; y si no, también. Eso no nos quita el sueño.
  6. No fotografiamos la vida cotidiana, captamos la magia en las calles.
  7. Pensamos que para ver afuera hay que mirar primero adentro de uno mismo.
  8. La fotografía es para tod@s; no se necesita haber estudiado o conocer a los clásicos para hacer buenas imágenes.
  9. No necesitamos de seminarios, centros o escuelas “prestigiosas” para ser reconocidos.
  10. No hace falta tomar fotos en Tepito para hacer foto de calle. Retrato mi realidad.
  11. El ego y los likes se van a chingar a su madre.
  12. Compartimos lo que hemos aprendido con los demás.
  13. Seguimos tomando fotos aunque haya días en que no tomemos una buena foto.
  14. Exploramos los temas que mueven nuestras almas y no por que estén de moda.
  15. No explotamos a la “banda” en una situación difícil de su vida solo por tener una foto.
  16. Intentamos alterar la escena lo menos posible.
  17. No violentamos a la gente con las cámaras.
  18. No necesitamos una Leica para hacer foto de calle. La cámara no hace la calle.
  19. La palabra “cliché” y su significado no aplican en nosotros; fotografiamos lo que queremos.
  20. Somos street photographers y tenemos un nivel chingón.

“Poetry is the shadow cast by our streetlight imaginations”

Lawrence Ferlinghetti

 

kanik laestrit3.jpg

Soy Cecilia Guerrero aka Cegro Guerrero en redes sociales. Nací en la Ciudad de San Luis Potosí. Soy street photographer y documentalista. Para mí la fotografía de calle es un medio de auto-conocimiento. Cuando camino por las calles veo a mis antepasados y en breves momentos puedo percibir a futuras generaciones. Pienso que la fotografía es un formato para compartir historias; me entusiasma pensar en las posibilidades de existir, de sobrevivir como personajes de teatro en un escenario cualquiera. Todos somos sobrevivientes del presente, pasado o futuro, el hecho radica en cómo lo hacemos, con qué pose interna o cara salimos a enfrentarnos con nosotros mismos. Es por esto que el telón de la escena en acción se abre para mí cada vez que salgo a disparar con mi cámara. Pienso, en cada disparo, que actuamos para sobrepasar la realidad, para no volvernos locos, para comprendernos, para intervenir en el instante, en el aquí y el ahora.

Observo y soy cazadora de imágenes para soñar.

 

kanik laestri2.jpg

Soy Omar Méndez, nací en la Ciudad de México en 1983 y me interesa la fotografía de calle porque se ha convertido en una herramienta indispensable para mí, pues me ha permitido entender la manera en que fluye la vida en la ciudad y sus dinámicas, ver cómo se desborda en sus alrededores y poder sentirme parte de ella.

Cuando camino por las calles me gusta fotografiar los mundos paralelos que sólo duran unos segundos, incluir en mis imágenes elementos y símbolos y jugar con ellos para plasmar mi visión de ese momento de realidad que acaba de ocurrir frente a mis ojos, pero también dejar el espacio para que cada persona que mire mis fotografías pueda darle su propio significado.

Son muchas las historias que suceden a diario en la ciudad, con miles de rostros involucrados, y la fotografía de calle es la técnica perfecta para capturarlas y darle el sentido que nosotros queremos para que, posteriormente, pase a la posterioridad de la memoria urbana.

Caminando voy.

“No las cosas, sino la sensación de las cosas”.

Fernando Pessoa

lanik laestrit4.jpg

Arturo Guzmán

Soy fotógrafo. Soy de Iztapalapa.

Me encantan los panteones, las enchiladas verdes, el azul, el rojo y los zombies. Al menos el 90% de las ocasiones en que hago una fotografía no me interesa de ninguna manera que se convierta en un testimonio objetivo (aunque una fotografía jamás lo es realmente). No, cuando hago una fotografía, la intención que subyace al acto de disparar y capturar una imagen es que en ella se plasme la forma en que yo percibo la realidad. No me interesa que quede ahí asentado un estado verdadero del mundo, sino que se empape del significado que tiene para mí. Más allá de cómo los demás pueden percibir la misma escena.

Una fotografía es un ente que surge en mi imaginación. Es una escena que, a golpe de vista, roba mi atención y me pide que la haga pasar por el filtro viejo de mis ojos y mi cerebro para darle un sentido personal. Una foto está atrapada en mi cabeza y gime, grita, aúlla hasta que logra salir. Una foto es a veces un color que me llama susurrante y otras una sombra que grita mi nombre con voz grave. Una foto emerge de la luz para penetrar mis pupilas y grabar sus formas duras en las grietas endebles de mi mente.

Una foto no es la realidad.

Una foto es el mejor ejemplo de la caverna de Platón.

kaniklaestrit5.jpg

¡Qué tranza, banda!

Me llamo Balam-Ha´ Carrillo, soy chilango y nací en el verano del ‘84.

Yo hago fotografía callejera porque me ayuda a entender la realidad, a veces me escuda y a veces me permite frenarme para analizar y procesar los mil millones de historias que ha habido o habrá por donde piso.

A veces siento que las imágenes que tomo en las calles son en realidad pequeños autorretratos, que más que retratar la realidad, intento encontrarme a mí mismo allá afuera, al Balam que fui y sobre todo al que no fui.

Me mueve encontrar la belleza, la tristeza y el humor en los momentos cotidianos, me gusta mirar a los que nadie mira, a los que todos pasamos por alto, tal vez porque en algunos momentos de mi vida me he sentido así, medio transparente.

Muchas de mis fotos las hago en el metro, me emociona el viaje más rutinario del mundo, siento cómo se prenden mis ojos cuando paso por el torniquete y la gente se despliega en busca del vagón. Desde el año pasado soy Jefe de Estación en la comunidad Metro Chilango, desde donde compartimos las fotos que la banda captura en el subterráneo capitalino.

Por acá andamos banda, es un honor compartir este espacio con tanto talento chingón.

STREET PHOTOGRAPHER

kanik la estrit6

Mi nombre es Fermín Guzmán y soy un fotógrafo callejero. Nací en la Ciudad de México en 1983 aunque mi residencia siempre ha estado en la periferia de la gran ciudad en un municipio llamado Chimalhuacán, EDOMEX.

Me inicié en la fotografía en el 2008 tomando talleres en el FARO de Oriente, donde aprendí que los géneros fotográficos son muy vastos pero desde un principio mi inclinación fue hacia la street photography.

Me apasiona caminar y buscar junto con mi cámara esos momentos únicos y mágicos que sólo se pueden encontrar en un país como México, me gusta mostrar mi entorno desde mi punto de vista y en esa tarea mi cámara ha sido una gran aliada.

Mi trabajo siempre hace referencia a lo urbano y al barrio, busco mostrar lo que pasa en las calles de la CDMX, Chimalhuacán, Nezahualcóyotl, Texcoco. Después de tanto tiempo de vivir por estos rumbos y de recorrer las mismas rutas llegó el momento en que todo se volvió tan cotidiano y monótono, al grado de no percibir toda la magia que me rodea. Actualmente, acompañado de mi cámara, voy capturando mi territorio, encontrando día a día momentos únicos y extraordinarios.

icon La Estrit, dslr-camera Fermín Guzmán, Balam-Ha´ Carrillo, Arturo Guzmán,  Omar Méndez, Cecilia Guerrero.

Anuncios

Sé libre y comparte tu opinión:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s